Noticias sobre las noticias 2

Mirar la prensa y al periodismo, y comentarlos

 

"La prensa, lo que publica, no sólo influye y modifica el comportamiento de las personas de a pie sino, sobre todo, afecta de manera significativa la conducta, cálculos y acciones de las figuras, instituciones y círculos de poder"

  

Figura 1: Contenido de La W Radio. Tomado de: http://www.wradio.com.co/noticias/actualidad/niegan-a-expresidente-uribe-accion-popular-en-contra-de-venta-de-isagen/20130814/nota/1950977.aspx

 

Esta noticia fue reproducida y tratada por diferentes medios de comunicación: El Tiempo, El Espectador, varias emisoras de radio y los noticieros de televisión. Lo interesante de la noticia no es el hecho de que se haya caído la demanda, sino el recurso que usaron centralmente Uribe y su abogado para construirla. Guillermo Rodríguez, abogado del exmandatario, que comparte los rasgos y estilo del entorno inmediato de Uribe[1], usó básicamente información de prensa para sustentar la demanda. Si alguien quería entender cómo influye la prensa en la vida de una nación como Colombia, este un ejemplo harto elocuente. Ante la ineptitud del abogado, que por las razones que sean no se hizo a documentos que pudieran respaldar seriamente su solicitud jurídica, la prensa se convierte en un recurso de primera mano para tomar decisiones y adelantar una movida, en este caso, política, más que jurídica. Se trataba de aparecer en los medios demandando al gobierno de Santos por intentar vender una de las joyas empresariales de la nación.(Se sabe que Uribe había intentado una operación similar durante su gobierno, pero no se dieron las cosas).

La prensa, lo que publica, no sólo influye y modifica el comportamiento de las personas de a pie sino, sobre todo, afecta de manera significativa la conducta, cálculos y acciones de las figuras, instituciones y círculos de poder. Y es probable que sus efectos sean más profundos y graves entre quienes tomas decisiones de importancia pública y social como los gobernantes, los empresarios, los administradores de fondos y recursos públicos y privados, las personas de ciencia y, qué le vamos a hacer, los profesores (de primeria, secundaria y educación superior). Porque, claramente, una cosa es usar la información periodística para dirimir un conflicto local entre dos comentaristas aficionados al fútbol –que apelan a la autoridad de tal o cual analista deportivo para sustentar sus propios argumentos-, y otra cosa es que, en un consejo de dirección empresarial, los miembros usen la información de la prensa para respaldar la decisión de aplazar la discusión de una iniciativa de desarrollo empresarial -que estaba apenas cocinándose- o para poner en duda los estudios independientes de una universidad que ha verificado la existencia de niveles intolerables de contaminación en un río local debido a los vertimientos de una de las fábricas del conglomerado industrial.

Los usos de la prensa y de la información periodística entre los sectores que toman decisiones cuyos efectos sociales y públicos son muy significativos es un fenómeno que deberíamos rastrear continuamente: en estos momentos, imágenes y videos de niños y adultos muertos en Siria, están siendo empleados por el gobierno de Barack Obama –premio Nobel de Paz- para inclinar la balanza, tanto de la opinión pública como de los legisladores del congreso norteamericano, en favor de una incursión militar contra el régimen de Bachar Al Asad. He ahí un ejemplo elocuente de los usos de la información periodística entre aquellos que toman decisiones fundamentales. Y he ahí un ejemplo concreto de las consecuencias que tales decisiones tendrán entre ciudadanos norteamericanos, sirios y del mundo en general.

 

Cali, 5 de agosto de 2013

 

Julián González
 
Profesor Escuela de Comunicación Social
 
Universidad del Valle
 

Notas

1 Parecen hablar muy seriamente, siempre lo hacen acentuando y subrayando una cierta tensión y severidad – recuérdese a Andrés Felipe Arias, y hasta Francisco Santos, un personajito más bien cómico y al que pocos se toma(ba)n en serio ha ido impostando la voz, alzándola más de la cuenta y manoteando para imitar el estilo Uribe, tan aquí mando yo, el patrón